Omniscencia parcial.(Gnome-Rome “Time & Space Car”)


Cuando terminó la Segunda Guerra Mundial las marcas estadounidenses se encontraron con una de las mejores épocas que jamás vivieron.  Los diseños eran cada vez más voluptuosos, los motores cada vez más grandes, los automatismos se multiplicaban… Detroit era un hervidero de chapa, aletas aeroespaciales, cromo y pulgadas cúbicas. “Bigger is better” fue el lema que acuñaron y al que religiosamente respondían.  Ante esa escalada de tamaño la Nash apostó por un pequeño automóvil:  El Nash Metropolitan.  Estaba concebido como un segundo coche que ayudase en las tareas cotidianas (llevar los niños al colegio, ir de compras, llegar hasta la oficina…) de una forma alegre y dinámica en contrapunto al lacónico e inestable Beetle.  El cochecillo a pesar de ser un diseño puramente americano estaba (bien) fabricado en Inglaterra y gozaba del beneplácito del público femenino.  Realmente era el contrapunto a los grandes coches “normales” que irradiaban masculinidad hegemónica. La modernidad intrinseca al Metropolitan fue el espaldarazo para que el bueno de Richard Arbib (diseñador/vionario) hiciese una de sus prolíficas obras:  El Gnome-Rome.  Éste podía pasar como cualquier “Show-car” o “Dream-car” de los Motoramas y exposiciones que poblaron la década de los ’50 aunque tenía un valor añadido.  Era la propuesta de Arbib como coche del futuro, concretamente como coche del año 2000.   Ente sus atributos estaban el sempiterno techo burbuja para una visión panorámica y sensacion de descapotable (sic), el aprovechamiento del espacio muerto para poder poner maletas ex-profeso, paneles de la carroceria intercambiables, baja fricción de las ruedas, estética astronómica que simula que levita, motor pequeño y eficiente, dos cómodas plazas (como mandaban los cánones de la modernidad)…  Lo cierto es que los años que sucedieron al cosmonáutico Gnome-Rome no se correspondieron con sus propuestas, los coches siguieron creciendo en todas las direcciones hasta que llegó la Crisis del Petroleo, y Estados Unidos erró continuamente en la creación de coches pequeños.  Ya en los albores del nuevo milenio los ignominosos SUV corroboraron lo desacertado del proyecto de Arbib.  Aunque sus teorías no debieron caer en saco roto ya que la todopoderosa Mercedes creó una especie de burbuja que intentó (de hecho persiste) vender bajo el nombre de Smart, tal vez si lo hubiesen disfrazado de OVNI la profecía se hubiese cumplido…

Anuncios

Acerca de Sergio Mercado

Lo reconozco ¡Me encantan los coches! Pero no solo aquellos que forman parte del imaginario popular por sus logros y parabienes. Me gustan TODOS los coches y en especial los que llevan una bonita historia cuestas.
Esta entrada fue publicada en Utilitario y etiquetada , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

9 respuestas a Omniscencia parcial.(Gnome-Rome “Time & Space Car”)

  1. Pingback: Dime con quien andas (Maserati Quattroporte II) | AUTOMÓVILES FUERA DE LO COMÚN

  2. Este vehículo parece una lancha motora o un fuera borda. Aunque también se parece a alguno de los coches que compiten en las 24 Horas de LeMans actualmente. Mirad este coche de Audi: http://www.as.com/motor/foto/audi-monopolizo-podio-equipo-gene/20120617dasdasmot_6/Ies

    • Cuando tenía seis años le dije a mi padre que cuando fuese mayor me compraría un Porsche 917 “gulf” como el del Scalextrix al que jugaba ya que en el año 2000 al ser tan viejo estaría barato, todavia se rie al recordarlo. Siempre he creído que los Sport-Prototipos son los coches más bellos y que las marcas deberían hacer coches de calle (accesibles) de esa manera. En prototipos siderales los yankies nos llevan mucha ventaja 😉

  3. Pingback: Futuro perfecto. (Auto-2000) | AUTOMÓVILES FUERA DE LO COMÚN

  4. Jolie salle de bains!!!
    Sinon joli intérieur!!

  5. kalin 1º dijo:

    …insensato, sí, pero ahora; en aquel momento sería un verdadero bombazo; en 1986 Peugeot lo evolucionó y lo llamó “Próxima”, dedicándonos también un avance de lo que sería el Año 2000 (que poco sabían entonces del cambio de siglo…); nunca o casi prototipo alguno adelantó tendencias, sólo los que las impusieron adelantaron a los demás “hacia dónde llevarse” las tendencias; en cuanto a tecnología la cosa es aún más sangrante, y sólo aquellos modelos híbridos presentados a escondidas en los primeros ´80 SÍ son una realidad…, y encima nacieron por petición gubernamental!!!!!!!!!!!…; muchas veces los “departamentos de diseño” (como suena eso) han dado en el botón rojo nuclear después de innumerables tesis y considerandos sobre cómo tiene que ser un futuro modelo, y cuando todo parecía un éxito asegurado (por los menos por ellos…) va el mercado y pone las cosas en su sitio…..; los experimentos en casa y con gaseosa (hacendado)

    • Los asientos del Proxima siempre me recordaron a unos butacones que tenía mi abuela en el salón. A veces la marcas hacen más caso a los departamentos de marketing que a los diseñadores, a veces hacen más caso a los diseñadores que a los ingenieros. A veces las marcas simplemente hacen caso a sus economistas. Por suerte manda el mercado aunque no con falta de razón. El Seat Toledo “Altea-con-culo” analizado friamente es un coche que todos quisieramos para nosotros y que nadie compró. Del Morris Marina se vendieron 800.000 unidades de las que no sobreviven muchas más de 800 (en Top-Gear van a conseguir que acabe extinguiendose) y era un coche malísimo hecho de retales por imperativo económico. Del Escarabajo se han vendido más de 14.000.000 de unidades y, perdonenmé los puristas, es un coche ampliamente superado ¡¡el día que nació!!. En fin, que aun así nos los cuelan. El Gnome-Rome probablemente hoy sería un éxito, o tal vez no.

      • kalin 1º dijo:

        …no solo eso, sino que al final y si al presidente de la compañía le place se le da la vuelta a todo y se vende el coche al revés…la cuestión es que el coche te enamore, que te “fijes” y que no te importe soltar el dinero, pues para ésto todo el mundo de la tendencia que sea es muuuuuuuuyy conservador y si además parece tener buena reputación mejor…; respecto del escarabajo en particular y los alemanes todos en general parece como si su origen ya de por sí “intimidara” un poco, el hecho de que fueran capaces de promover la guerra mundial les dio un halo de seriedad y rigor que siempre fue, digamos valorado en el resto del mundo más allá de filias/fobias hacia Alemania, esto es, los teutones siempre impusieron respeto…; mientras, franceses o italianos representaron el utilitarismo y la polivalencia, los coches “chicos” válidos para todo: la ciudad, el campo o incluso el trabajo, cosa que es al final y en sí misma el origen o adn de la reputación de cada uno, respecto de ingleses…., qué decir de las Islas que no hayan empeorado ellos mismos…?: de todo para nada, estramboticos, raros, feos, algunos de ellos únicos y excepcionales…, siempre fueron capaces de lo peor y de lo mejor, y en la irregularidad estuvo su peor virtud…, y ojo que fabricaron y fabrican de todo, pero en manos de otros…; el “gnome-rome” sería el
        pelotazo para Bob esponja

        • Bueno, los italianios también representan la deportividad y el Diseño (con mayúscula). Es curioso como la mayoría de los coches actuales imitan al ¿mejor? de los coches ingleses. El tema francés es diferente. El primer coche que no ha sido admirad por su motor ni por sus prestaciones ni por su capacidad, sino simplente por su comodidad y por su “aura” es frances. Los franceses simplemente hacen coches comodos. La arrogancia alemana no tiene limites 😉

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s